Posts Tagged ‘derechos

31
Oct
14

Virtualidades 4

Taduro Tukoko


Para suyosJapón.


Japón ha sido un país pionero en el uso de la robótica.


Por supuesto, ésta se ha desarrollado con fines industriales en gran parte de los países tecnológicamente avanzados.


Lo que hace especial a Japón, es su obsesión por construir robots antropomorfos.


Dicen que los robots humanoides son una expresión de las creencias animistas del sintoísmo, para trascender su moderna tecnología: objetos inertes que portan el espíritu de su creador, expresando la interconexión entre seres animados e inanimados


Demasiado rebuscado.




Tukuero Taduro




Lo que realmente se persigue con su aspecto humano, es facilitar su integración entre nosotros.


Que sean aceptados.




Elnovamas




Anticipándose a los europeos, el proyecto japonés Innovation 25 gastará 25 billones de dólares durante 18 años para que en 2025 haya robots asistenciales trabajando a pleno rendimiento en el sector servicios.


Ya hay más de 60 tipos de robot doméstico disponibles en el mercado japonés.


El gobierno espera que haya al menos un robot en cada hogar, en sólo 6 años.




Nipiko Nipala




Tan gran inversión se fundamenta en el envejecimiento de Japón.


Entre 2010 y 2060, su población se reducirá un tercio, pasando de 128 millones a menos de 87 millones de habitantes.


Para 2060, habrá 4 ancianos por cada 10 personas.


El número de ancianos es ya mayor en las grandes áreas urbanas: son los jóvenes que marcharon a las ciudades para alimentar el crecimiento económico acelerado entre 1954 y 1973, en un gran éxodo rural, los que están envejeciendo.


La población en edad laboral, que llegó en 1995 a casi 88 millones de personas, disminuyó hasta los 82 millones en 2010, y pasará a 44 millones en 2060; es decir, para entonces, quedará reducida casi a la mitad.




Evolución PP de Japón




La caída de población activa hace difícil que Japón pueda mantener el puesto de tercera potencia económica mundial.


A medida que la población se contraiga, se reducirá también el consumo, y temen que los inversionistas globales no inviertan en un país cuya población laboral y de consumidores se está reduciendo.


Cuando ha habido demanda de mano de obra, los países han optado tradicionalmente por incorporar inmigrantes a su mercado de trabajo.




sushi shungo




Pero, en Japón, no es un plato de gusto.


No lo es para los trabajadores procedentes de los países vecinos del Sudeste Asiático que fueron víctimas del imperialismo japonés entre 1870 y 1941.


Tampoco parece serlo para los que ya están allí… Trabajadores y ex-trabajadores extranjeros aseguran que fueron engañados en su remuneración, y forzados a trabajar horas extras y a pagar enormes cantidades de dinero por el alquiler de viviendas que estaban en pésimas condiciones de salubridad.


Que Japón se ha negado a tratar a los trabajadores extranjeros como personas con derechos que se deben proteger, lo reconocen los propios sindicatos japoneses, que tildan la política estatal como de “usar y tirar mano de obra extranjera“.




Simikita Tejodo




Hasta la ONU ha llegado a pedir al gobierno que endurezca la lucha contra la discriminación manifiesta a extranjeros, y abandone su pasividad frente a las expresiones ofensivas ocurridas en diversas partes del país.


Incluso, pese a firmar en 1995 la Convención Internacional de la ONU contra toda forma de Discriminación Racial, Japón no ha tomado ninguna medida legislativa para impedir que las empresas y los entes públicos denieguen la entrada a clientes en base a su nacionalidad o su raza.


Por ser extranjero, te pueden negar la entrada a un bar japonés.




Simikaigo Miskoño




Resulta curioso, por cuanto se tiene al pueblo japonés como extremadamente educado y respetuoso.


Parece que ha sido educado en un pasado aislacionista, y respeta una aprensión hacia el extranjero que persiste y que se ha institucionalizado, hasta llegar a limitar los derechos de los trabajadores inmigrantes.


Y eso, a pesar de que les necesitan para compensar la baja natalidad… y que son pocos.


Los extranjeros y los inmigrantes de primera generación representan menos del 2% de la fuerza laboral de Japón, muy lejos del 14% en EEUU y del casi 12% en Alemania, por citar dos ejemplos.




Temiro Losojo




A principios de los 80′, Japón intentó paliar la falta de mano de obra trayéndose a los descendientes de los que se marcharon (‘nikkei-jin’) con el duro inicio del siglo XX.


Pero, aunque las previsiones eran optimistas, no llegaron ni 200.000 japoneses de segunda o tercera generación (menos del 1% de la población).


Hidenori Sakanaka, ex-jefe de la Oficina de Inmigración de Tokio, no se andó con medias tintas al asegurar que Japón necesita al menos 10 millones de inmigrantes en los próximos 50 años, o su economía se derrumbará: “Esa es realmente nuestra única salvación. Deberíamos permitir que (los extranjeros) entren en el país y asumir que puedan convertirse en residentes”.


Un informe reciente de la ONU estima que Japón necesitará aceptar 17 millones de inmigrantes antes de 2050.


Jun Saito, del
Centro Japonés para la Investigación Económica, reclamó que “debe haber una política que acepte trabajadores no calificados extranjeros como seres humanos, para trabajar y empezar una nueva vida“.


Cuando al gobierno se le preguntó sobre la apertura de fronteras a otro tipo de inmigrantes, la reacción fue negativa; Koizumi Junichiro, ex-Primer Ministro, lo dejó meridianamente claro: “Si los trabajadores extranjeros exceden un cierto número, estamos condenados a causar un choque demasiado grande. Solo porque haya una disminución en la fuerza laboral en el país, no significa que debamos abrir las fronteras a los trabajadores extranjeros“.


Menudo jardín.




Tesako Lafoto




Desde luego, para una incorporación masiva, se precisaría una política que aceptase a los trabajadores extranjeros no cualificados “como seres humanos, que llegarían a Japón para trabajar y empezar una nueva vida“.


Como reconoce un ex-diputado japonés, los inmigrantes “no son robots que se devolverán después que terminen sus visados“.


Empezamos a ver otro interés más para impulsar la robótica.




Loaguanta Toito




La “cohesión social” suena muy bonita, pero también suena muy extraño preferir que te ayuden robots en vez de inmigrantes.


Sobre todo, porque la inmigración, si bien puede reducir la homogeneidad cultural y el comunitarismo, no tiene por qué conducir a la ruptura social si hay instituciones sólidas que conjuren el riesgo de quiebra sistémica.


El peso de unas instituciones modernas sería más que suficiente para asegurar que el flujo de recién llegados se canalizase adecuadamente, si así se desea.


De hecho, no hay ninguna nación desarrollada en Norteamérica o en Europa Occidental que se haya visto seriamente amenazada por la inmigración masiva; puede que el sentimiento y el panorama en las calles hayan cambiado, pero las instituciones centrales de estas sociedades, gusten o no, han permanecido intactas.




Tekambio Tukoko




Lo que sí amenazan la viabilidad a largo plazo de las sociedades democráticas modernas son la desigualdad y la segregación racial.


La solidaridad de estas sociedades se mide, en último término, por las oportunidades que ofrecen a todos sus miembros para alcanzar sus expectativas.


Sin ir más lejos… que los recién llegados sean incorporados de tal forma que se reduzcan las inevitables desigualdades iniciales y se les ofrezcan oportunidades de movilidad ascendente, estableciendo vías para promover la integración económica y social para ellos y sus hijos.


Claro, que, si las oportunidades se le niegan de forma sistemática al nativo… Imaginen al extranjero.


Esa es otra de las formas que tiene el statu quo para preservar sus privilegios.


Y así se conforma la preferencia de la automatización sobre la humanización.




Tesako Toito




Japón cuenta con más de la mitad de los robots industriales y de servicio del mundo.


Prefieren a los robots sobre los inmigrantes en el servicio doméstico, porque los robots no tienen diferencias culturales o históricas, ni recordarán guerras pasadas que les puedan hacer sentir culpables o incómodos.


Y los robots no enferman, ni piden vacaciones… y se les despide fácilmente.


Eso, al menos, es lo que argumenta el dueño de un restaurante japonés que sustituyó a sus camareros humanos japoneses por robots.


Ni se le pasó por la cabeza contratar a extranjeros, que tienen la fea costumbre de tener familia y, a veces, quedarse.




Tekito Lagana


En el supuesto de que quisieran venir.


Y en el supuesto de que haya suficientes inmigrantes para el desarrollo de todos los países en descenso demográfico… que son casi todos.


La actual tasa de fertilidad de Japón es de 1’3 hijos, insuficiente para un relevo o reemplazo generacional, que precisaría de una tasa de 2.




Temeto Notubito Dogu


Pero, a todo esto… ¿Es que ha perdido la población japonesa las ganas de procrear?… ¿Han dejado ellos mismos de ser humanos?


Bueno, de momento… Nikito Nipongo.




(Continuará)



27
Oct
11

Tragedias griegas – 3 – Exodo






Presentamos el y último capítulo del documental “DEUDOCRACIA“, de Aris Hatzistefanou y Katerina Kitidi.


Plantea el impago de toda la Deuda pública que no haya sido contraida lícitamente y en interés del pueblo.


Lo cual es distinto a la reciente aprobación en la Zona Euro de una “quita” o impago parcial del 50% de la Deuda de Grecia: no para evitar el desmantelamiento de los servicios, ni para destinar esos fondos a fines sociales… Justo lo contario: es para que Grecia pueda “asumir” los pagos de los intereses de la Deuda hasta el año 2020. Por eso está respaldado por el FMI. De ahí, la euforia de las Bolsas ante la noticia.


Y no se prevee que se nacionalicen los bancos griegos afectados… salvo para reflotarlos, pasando sus activos a otras manos, a precio de saldo, y posicionarse para una nueva odisea de burbujas especulativas.


Gran parte de la deuda pública de los países de la Zona Euro, como la del resto de países, es ilegítima, “odiosa“, porque es el resultado de políticas que van en contra de los únicos intereses que importan: los del pueblo.


Así que, estas deudas no deben ser pagadas por el pueblo en absoluto.


Si no se termina con el expolio de la Deuda, ésta se regenera exponencialmente, porque así se diseñó este mecanismo, que es la “tierra prometida” de los que buscan la desigualdad de muchos en favor de muy pocos…


Es preciso terminar con estas tragedias griegas de alcance mundial, salirse de esta estafa urdida entre bambalinas, y huir de la esclavitud, en un éxodo definitivo, sin retorno.





El documental está en idioma griego, español e inglés, con nuevos subtítulos en español revisados y actualizados.


Este es el enlace para el visionado: Deudocracia







[DEUDOCRACIA – 3ª PARTE]



Seis meses después, Correa dio un paso más atendiendo la demanda de las organizaciones sociales, creó la CAIC, un Comité de Auditoría.





(Habla Éric Toussaint, presidente del Comité para la Abolición de la Deuda del Tercer Mundo-CADTM)


Yo fui una de las personas que Correa eligió para el Comité.


Participaron 18 personas y 4 organizaciones nacionales.


Examinamos y analizamos todos los contratos de deuda firmados entre 1956 y 2006.


Trabajamos durante 14 meses.


Examinamos la deuda en bonos, la deuda con el FMI, con el Banco Mundial y con otras organizaciones internacionales.


Examinamos la deuda con otros países, como Francia, Japón y Alemania.


Por último, se analizó la deuda interna de Ecuador.





(Habla Hugo Arias, director del Comité Auditor de Ecuador)


“La pelea por tener acceso a la documentación fue dura, terrible…


Un colaborador nuestro, Alejandro Olmos (hijo), y yo mismo, fuimos declarados “personas no gratas” por el Ministerio de Finanzas. Los funcionarios escribieron una carta al Ministro, quejándose… de que estábamos “afectando” a los funcionarios del Ministerio.


Nosotros nos reímos de ese hecho, pero, para que vea que hemos tenido dificultades serias… Y hemos sido acusados de ser nosotros los ‘malos de la película’ en este proceso de auditoría.”


A pesar de las dificultades, el Comité llevó a cabo su labor y descubrió que gran parte de la deuda… era ilegítima.


Informó al estado, y éste, a su vez, informó a los ciudadanos.





La labor del Comité se hizo pública, lo cual fue muy importante.


El pueblo ecuatoriano ya sabe por qué eran ilegítimos los contratos de Deuda de los regímenes y gobiernos anteriores, especialmente los del año 2000.


Basándose en las conclusiones de la Comisión, el gobierno demostró que la deuda era ilegítima y declaró el cese de pagos del 70% de la deuda de Ecuador en bonos.


(Habla Hugo Arias, director del Comité Auditor de Ecuador)


“Ante esa situación, los tenedores de la deuda ecuatoriana comenzaron a sacar sus bonos al mercado, (que se cotizaron) a valores muy bajos… al 20% de su valor. ¿Y qué hizo Ecuador, secretamente?… El gobierno ecuatoriano comenzó a comprarlos: utilizó unos 800 millones de dólares para comprar 3000 millones de dólares de deuda, que, para el caso ecuatoriano, era una reducción muy importante de la deuda… Eso permitió, obviamente, mejorar las condiciones de vida de la gente.”


Además, se libraron de los intereses que habrían tenido que pagar hasta 2012 o 2030.


Se ahorraron, por lo menos, 7.000 millones de dólares, una cantidad enorme para el país.


Esto permitió al gobierno aumentar el gasto en educación, salud, la creación de empleo mejoras en infraestructura.


(Habla Rafael Correa, Presidente de Ecuador, 2006- )


Ecuador ya no está en venta.”


“Hay compromisos nacionales urgentes, y nosotros primero antepondremos los compromisos nacionales a los compromisos internacionales… Nuestras prioridades son muy claras: primero, la vida, y luego, la deuda.”


En Grecia, historiadores, economistas y analistas políticos gastan cada día toneladas de tinta en decirnos cómo gestionar la deuda pública.


Sin embargo, hay una pregunta que muy pocos se plantean: el pueblo griego, ¿debe realmente tanto como dicen sus acreedores?


Hay pruebas de que la reciente deuda contraída por Grecia es ilegítima e ilegal.





Por ejemplo… Las autoridades griegas recibieron “regalos” de empresas multinacionales como Siemens, y su filial Siemens-GreciaSobornaron a ministros y funcionarios durante, al menos, una década, para conseguir contratos.


Esto son pruebas de ilegalidad e ilegitimidad.


Por lo tanto, esta deuda debe ser llevada a los tribunales. Para mí, es un caso claro.


La justicia griega no fue la apropiada para juzgar “el caso Siemens“.


Ya había sido excesivamente lenta en otros casos de contratos que aumentaron la deuda y que fueron firmados a espaldas del pueblo.


El gobierno ocultó la cifra real de la deuda griega en 2001, pero, al mostrar un presente de falsa prosperidad, estaba hipotecando el futuro.


La deuda griega parecía menor porque cambiaron un préstamo de Yenes a Euros usando tipos de cambio obsoletos.





El gobierno fue ayudado por Goldman Sachs, que ganó millones con la operación.


(Habla Mark Kirk, senador de EEUU)


“Me preocupa el papel de las instituciones financieras estadounidenses, sobre todo, de Goldman SachsGrecia se enganchó a la heroína de los préstamos, y Goldman Sachs hizo de camello.”


El engaño funcionó durante muchos años.


Y la élite griega demostró que sabía recompensar a sus aliados: el gobierno volvió a contratar a Goldman Sachs como asesor, con dinero del pueblo.


(Habla Jean Quatremer, periodista de “Liberación”)


Al mismo tiempo que aconsejaba al gobierno griego, Goldman Sachs le atacaba


El escándalo salió a la luz en 2010.


Unos días antes, Petros Christodoulou, un ex-Goldman Sachs, había sido nombrado director de la Agencia Griega para la Gestión de la Deuda Pública.


Contratar a un Goldman Sachs es como contratar a un delincuente, es como contratar a un ladrón para que vigile tu casa.


Crees que un ladrón sabe cómo piensan los demás ladrones, y que vigilará tu casa mejor que nadie.


Pero hay mayor riesgo de que un día te robe y se largue.





¿Quién me garantiza que este ex-Goldman Sachs velará por los intereses griegos de la mejor manera posible?


Varios países culpan a Grecia por sus operaciones con Goldman Sachs.


Son los mismos países que se conchabaron con los gobiernos griegos para vender armas a Grecia por un montón de dinero.




(Habla Sahra Wagenknecht, Vice-Presidenta de “Die Linke”)


Cuando, hace un año, Alemania apoyó a Grecia, uno de las condiciones fue que Grecia siguiera comprando armas a Alemania.


Grecia debía reducir las pensiones y las prestaciones sociales, pero no las compras de armas.


De eso va el juego.


El gobierno alemán protege los intereses y las exportaciones de sus fabricantes de armas.


Esa gente quiere seguir vendiendo, aunque haya crisis.







(Habla Daniel Cohn-Bendit, presidente, de “Los Verdes/Alianza Libre Europea”)


¡Somos unos hipócritas!


El mes pasado, Francia vendió 6 fragatas a Grecia por 2.500 millones de dólares. Además, le vendió helicópteros a 400 millones cada uno, y aviones Rafale a 100 millones cada uno. Desgraciadamente, mis fuentes no han podido confirmar si fueron 10, 20 ó 30, pero el coste ha sido de casi 3.000 millones, al menos.


Alemania vendió 6 submarinos a Grecia, por valor de 1.000 millones.





¡Somos unos auténticos hipócritas!


Les damos dinero para que compren nuestras armas.


Gracias a la hipocresía europea, se piden recortes criminales y se toman decisiones criminales, siempre “por el bien” de Grecia


¿O las armas son para que Grecia inicie una guerra devastadora?





(Entrevista a Giorgos Voulgarakis, Ministro de Orden Público entre 20042006)

– Hemos gastado mucho dinero. El doble de lo que se gastó en Sydney. Sabremos el coste total después de los Juegos Olímpicos.

– Ha mencionado la cifra de 1.200 millones de dólares en seguridad, ¿de dónde sale el dinero?

– Nosotros lo tenemos.

– ¿Es dinero griego, o viene del Comité Olímpico, o de EEUU?

– No, es dinero griego. Aunque puede que sea más de lo que nos podamos permitir. Y esa cifra, sólo en seguridad




(Habla Éric Toussaint, Presidente de CADTMT)


Era un gasto enorme, exagerado, que ahora ahoga al pueblo griego.


Los préstamos para los Juegos Olímpicos salieron del dinero de los contribuyentes.


Es normal que la gente quiera saber por qué se multiplicó el presupuesto y en qué se fue el dinero.


Los Juegos Olímpicos y las operaciones corruptas con Siemens o Goldman Sachs no son sino una pequeña fracción de los negocios turbios realizados a expensas de la gente.


Sin embargo, hay cuestiones de mayor calado que no sólo afectan a Grecia, sino a todos los países de la periferia europea…


(Habla Costas Lapavitsas, profesor de Economía)


¿Se han seguido todas las normas que rigen la subasta de bonos?





¿Seguro que estaban legitimados los Bancos a los que se adjudicaron los bonos en el mercado primario o en el secundario?


¿Qué Bancos participaron?


¿Cómo pagaron?





¿Bajo qué términos y condiciones participaron?


(Habla Sahra Wagenknecht, Vice-Presidenta de “Die Linke”)


Gran parte de la deuda pública de los países de la Zona Euro es ilegítima, “odiosa“, porque es el resultado de políticas contra los intereses del pueblo.


Así que, estas deudas no deben ser pagadas por el pueblo.


Ecuador demostró que todos esos contratos ilegítimos u “odiosos” pueden salir a la luz creando un Comité de Auditoría.


¿Por qué no nos dicen de qué tipo de deuda se trata?


¿A cuánto asciende?


¿Cómo se llegó a ella?


¿A quién se le debe el dinero?


Por eso es necesaria una auditoría.


Una auditoría dirá de qué es la deuda.


Tenemos que conocer y denunciar todas las mentiras…





Las del gobierno y las de las empresas que se llevan el dinero del pueblo, y las de todos los papagayos a sueldo que alaban al gobierno.


Pero, ¿quién va a crear el Comité de Auditoría?


Y, sobre todo, ¿cómo estaremos seguros de que no será “otra comisión parlamentaria”, compuesta por las mismas personas que nos metieron en esta situación?


Los miembros de la Comisión de Auditoría no deben ser especialistas.


No es necesario.


Porque, si el gobierno designa un comité de especialistas, aunque vengan del extranjero, o aunque figuren ciudadanos comunes, existe el riesgo de que la comisión sea un mero portavoz del gobierno.




(Habla Hugo Arias, director del Comité Auditor de Ecuador)


“Los únicos que tienen autoridad moral, y el derecho de demandar una auditoría, es el pueblo, que es el que está sufriendo sus consecuencias.


Y es importante sensibilizar a toda la población, en este caso, a la población griega, a todas las organizaciones sociales griegas, para que se unan, llenen las calles, y demanden la auditoría.”





Los partidos políticos griegos ND y PASOK, que se beneficiaron de la creación de la Deuda, son muy reacios a realizar una auditoría, porque saldrá a la luz su responsabilidad.


Se tiene que movilizar la opinión pública…


Ciudadanos, organizaciones, sindicatos, jueces, intelectuales, artistas…Todo el mundo debe actuar.


Deben expresarse, y ejercer presión sobre la autoridad política.





En marzo de 2011, un grupo de personas de diferentes entornos políticos y laborales, formó una plataforma para exigir la formación de un Comité de Auditoría en Grecia.


Académicos, escritores, artistas, y representantes sindicales de todo el mundo apoyaron esta iniciativa.


El Comité de Auditoría mostrará qué partes de la deuda son “odiosas” o ilegítimas, y demostrará que, conforme al Derecho Internacional y Griego, el pueblo griego no está obligado a pagar dicha deuda.


No obstante, es una decisión más política que económica.


Porque, aunque la deuda fuese legítima, ningún gobierno tiene derecho a matar a su pueblo para conseguir que cobren sus acreedores.


Incluso, aunque la totalidad de la deuda griega de 350.000 millones resultara legítima, pese a que es evidente que no será el caso, Grecia no podrá devolverla nunca.


Tendrá que ser cancelada.


Si pagásemos la deuda, implicaría el desmantelamiento de la salud, el desmantelamiento de la educación, el desmantelamiento del sistema de transporte


Así que la deuda es, socialmente, insostenible.


El gobierno dice que se va a dejar de pagar… a los ciudadanos.


No entiendo cómo un gobierno socialista, democráticamente elegido, puede decir que “no va a pagar a los ciudadanos” pero que “sí va a pagar a las instituciones financieras”.


La única salida viable para las próximas décadas es… no pagar esta deuda.


Esta deuda procede del neoliberalismo, y constituye un crimen contra la humanidad.


Nadie está obligado a pagar esta deuda, porque su origen está en la corrupción de los mercados financieros.


Es inmoral pagar una deuda inmoral.


La creación de un Comité de Auditoría, sólo es, en realidad, un arma valiosa para una batalla mayor.


Y, en esa batalla, sólo vale la victoria.


Si no libramos esa batalla, aunque nos cancelen la deuda varias veces, la deuda siempre resurgirá de sus cenizas.





Será una lucha ideológica, política y de clases.


La deuda es consecuencia de la lucha de clases.


No dudéis en defender vuestros derechos ante la UE y el gobierno.


Luchad por que os respeten, y por vuestros derechos, que están por encima de los dictados de esos acreedores.


Mirad a Túnez y Egipto.


Sólo cuando la gente realiza acciones, se puede cambiar realmente la situación.


Tenemos que liberarnos de la sumisión, liberarnos del FMI, liberarnos del BCE y liberarnos de la UE, porque los 3 sostienen la esclavitud económica de Grecia.


Este es el momento.





¡  Vamos  !






Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este Blog, y recibir un aviso por email con cada nuevo artículo publicado

Únete a otros 66 seguidores